Consultas terapéuticas y de orientación

Los diagnósticos relacionados con la salud mental pueden generar muchos sentimientos encontrados (temor, ansiedad, tristeza, agotamiento, frustración...). Muchas veces, los sentimientos negativos se ligan a la falta de conocimiento.

Para ayudar a lidiar con esos sentimientos y, sobre todo, para que la calidad de vida de las personas con diagnóstico y sus familias sea mejor, las consultas terapéuticas y la orientación a padres, familiares, cuidadores y otras personas significativas es una excelente opción.

Se trata de un espacio distendido, generalmente de corta duración, en el cual nos centramos en la demanda específica, poniendo énfasis en la contención y en la búsqueda de soluciones para las dificultades particulares de cada caso.

El objetivo del espacio es aumentar la estabilidad familiar, optimizar los recursos, reforzar los lazos entre sus miembros y ayudar a tomar conciencia del mundo interno y del potencial que tienen todas las personas con alguna condición en su desarrollo.

Muchos de los motivos de consulta se relacionan con:

  • La necesidad de orientación,

  • Las implicancias del diagnóstico dentro y fuera de la familia,

  • La planificación a futuro y el miedo o la ansiedad que genera,

  • Los sentimientos que aparecen en relación con el diagnóstico,

  • El manejo de conductas inapropiadas o disruptivas,

  • Las dificultades que pueda haber en la comunicación,

  • Los desafíos en habilidades para la vida diaria,

  • Los problemas de relación que pueden aparecer.


Las consultas pueden ser presenciales o a distancia.